recetas

Tortilla Francesa

La tortilla francesa aun siendo un plato de composición simple y elaboración sencilla, si lo acompañamos con un poco de ensalada, unas verduras o bien unas patatas fritas, se convierte en un plato equilibrado digno de la mejor mesa.

Ingredientes:

Dificultad/Fácil

Para una tortilla

2 huevos
Sal
Aceite
Guarnición

Tortilla Francesa

Preparación:

En un plato sopero o en un bol cascamos los dos huevos y le añadimos un poco de sal.

Con un tenedor los batimos durante 1/2 minuto.

Calentamos una sartén a fuego alto durante 1 minuto, le añadimos un poco de aceite y seguidamente los huevos batidos, removiéndolos con el tenedor hasta que cuajen un poco, en ese momento bajamos el fuego al mínimo y dejamos que sigan cuajando lentamente hasta que veamos que podemos darle la forma en el borde de la sartén ligeramente inclinada y con la ayuda del tenedor, plegando los dos extremos hacia el centro.

Le damos la vuelta para que se dore un poco por el otro lado y se termine de cocinar por dentro.

La emplatamos y la servimos acompañada de unas patatas fritas o un buqué de lechuga.


Un poco de historia:

   
Aunque, por su simplicidad de ingredientes y preparación, poca duda hay de que sus orígenes se remontan a la prehistoria, los más antiguos antecedentes documentados refieren al Imperio aqueménida, como predecesora de la actual tortilla de hierbas Kookoo, típica de la comida iraní.
 
En occidente, en De re coquinaria aparece una receta de Ova spongia ex lacte, tortilla de huevos con leche, en cuya preparación se explica que hay que darle la vuelta (la voz tortilla proviene del latín torta: "volteada").
 
En España, una de las primeras referencias es la de Enrique de Villena en Arte cisoria, en 1423: "Hay, allende d'esto, otras cosas de cortar compuestas, ansí como queso e huevos fritos o en tortilla".

Debido a la falta de alimentos sufridos por la población de Cádiz y San Fernando durante el asedio francés de 1810, se dieron multitud de casos en los que el ingenio supo sobreponerse a la carencia que la guerra provocaba.
 
Uno de estos ejemplos culinarios fue la invención de lo que se vendría a conocer posteriormente como tortilla a la francesa; al parecer algunos habitantes de esta ciudad, ante la falta de patatas decidieron no privarse de uno de sus platos favoritos: la tortilla con patatas, elaborando la misma sin añadirle ni rastro de ellas, es decir solo con huevos.
 
Desde entonces fue conocida por la población como «la tortilla de cuando los franceses», siendo muy elaborada posteriormente por las familias gaditanas cuando al mercado no llegaba suficiente género de patatas. Teniendo siempre las dos opciones Francesa/Española.

Bar Cowboy

(*) Es un bar que se caracteriza por la cocina natural de proximidad, sin colorantes, conservantes, ni aditivos.
Para visitar Bar Cowboy en Barcelona , puedes llegar a través de las líneas de autobuses 39, D40, N6, V23 y 117.

cowboytapas.es